Seguidores

23 de mayo de 2015

LA PRESIDENTA PUSO EN FUNCIONAMIENTO "EL CENTRO CULTURAL MAS IMPORTANTE DE LATINOAMERICA



La Presidenta de la Nación, Cristina Fernández de Kirchner, encabezó esta tarde el acto de puesta en funcionamiento del "Centro Cultural Kirchner", en el antiguo edificio del Correo Central. “La economía floreciente trae aparejada la cultura floreciente”, aseguró la Jefa de Estado. “La cultura es trabajo”, resaltó.

Durante el discurso inaugural, transmitido por Cadena nacional, la presidenta Cristina Fernández agradeció “especialmente a los hombres y mujeres de la cultura” presentes en la ceremonia y les expresó: “Esta es su casa, este es su lugar, a partir de hoy, que estamos poniendo en funcionamiento el centro cultural más importante de Latinoamérica”.

Aseguró que la obra realizada en el palacio de Correos “en sí misma es una obra de arte, de creación humana”. Destacó especialmente el inmenso auditorio, denominado “la Ballena Azul”, la cual es “la sala filarmónica más importante de Latinoamérica, para casi 2 mil espectadores”, afirmó. Asimismo, resaltó “esta maravillosa lámpara, de casi 2 mil metros cuadrados, que va a albergar espacios y museos modernos de arte decorativo”.

La jefa de Estado recordó que el 24 de mayo de 2010, se inauguró “la parte Noble del viejo edificio: la parte antigua que había sido refaccionada”. “Ahora estamos en el corazón industrial del antiguo correo”, denominado “La Jaula”. Al respecto, señaló: “Yo quiero cambiarle el nombre: la jaula no me gusta; quiero que se llame la Colmena, porque es el aspecto que tiene. Son las pequeñas celdas de una colmena, de miles de abejas que trabajan por la cultura”. Y resaltó que “la cultura es trabajo, no es divertimento, ni esparcimiento únicamente”.

Rememoró que para el ex presidente Néstor Kirchner, el Correo “formaba parte de su infancia: su padre empezó como cartero y terminó siendo el tesorero del correo en Santa Cruz”. Sostuvo que “este maravilloso edificio, tardó más de 30 años en construirse, recién se terminó en 1928”. “Fíjense como la infraestructura está unida a los vaivenes de los procesos económicos”, sostuvo y afirmó que “el auge de la cultura tiene que ver con el auge económico. Cuando la Argentina explotó la única cultura era la del trueque y la de sobrevivir; hoy tenemos una cultura de generación de contenidos nacional”.

La Primera Mandataria comparó los más de 30 años que tardó en construirse el edificio del Correo, con las tareas de su refuncionalización que se hicieron “en seis años, en tiempo récord”. Aseguró que se trata de “una obra de arquitectura que va a estar como un emblema, y que nos iguala con los grandes centros culturales de todo el mundo”.

Inversión en cultura y comunicación


Cristina Fernández destacó que “entre el 2003 y el 2015 hemos invertido, solamente desde el área de infraestructura, más de 24 mil millones de pesos en cultura”. Sostuvo que “el programa de Igualdad Cultural ha concitado más de 760 shows, con más de 14 mil músicos y artistas, 100 mil trabajadores”. También resaltó la producción de contenidos digitales, el programa Enamorar, el l plan de Inclusión Digital”.

Subrayó también la “Televisión Digital, que democratiza” la comunicación, “junto a la Ley de Servicios Audiovisuales, cuando nos la dejen aplicar”. “Si pudimos hacer esto, con tantas cautelares, fíjense lo que seremos capaces cuando la justicia permita su aplicación completa”, remarcó.

La Presidenta puntualizó también el tendido de “más de 35 mil kilómetros de fibra óptica, tendidos de La Quiaca a la Patagonia”. “Esto no lo puedo hacer la inversión privada: si no lo hace el Estado, no lo hace nadie”, remarcó. Y destacó el lanzamiento del ARSAT-1, ya que afirmó que “poner un satélite geoestacionario en órbita es soberanía”.

Crecimiento económico y cultura

La Jefa de Estado sostuvo que “la economía tiene que estar unida a estos procesos culturales; no siempre que se crece económicamente, se crece culturalmente”. Pero reafirmó que “como este es un proceso de inclusión social y de desarrollo, la cultura ha seguido el aumento de la actividad económica”.

Aseguró que “también nos hemos ocupado de reconstruir el patrimonio religioso de los argentinos”. Comentó que el Te deum del próximo 25 de mayo se realizará en la Basílica de Nuestra Señora de Luján, patrona de los argentinos. Afirmó que “fue la licitación pública nro. 1 firmada durante el gobierno del presidente Kirchner. Y la terminamos de restaurar este año, 2015”.

La Mandataria recordó que “la cruz mayor de la Basílica de Luján, se desplomó en junio del año 2000. Cuando llegamos al gobierno, la cruz estaba todavía enterrada. Nos tocó desenterrar esa cruz y muchas cruces más”. “Reconstruimos la basílica, que verán todos los argentinos el próximo 25 de mayo”, remarcó.

Un centro cultural abierto a todos los argentinos

La Presidenta se dirigió “a todos los argentinos, que pueden comenzar a ingresar a este lugar: faltan pequeños detalles que van a seguir trabajándose”. Pero anticipó que el próximo domingo se “tocará el Himno nacional desde esta sala filarmónica”. Por ello, agradeció a sus colaboradores, “a todos los arquitectos, los técnicos que trabajaron en esta obra. A los obreros de la construcción, que pusieron su corazón”.

Comentó que, desde la Casa de Gobierno, tenía tres sueños de obras para la ciudad de Buenos Aires. “Yo tenía tres miradas: una a los cimientos llenos de agua de la vieja Aduana Taylor, y construimos el Museo del Bicentenario; el otro sueño era éste; y el tercero era que la Reserva ecológica fuera un inmenso parque: alguna vez vamos a poder construir nuestros sueños en la ciudad autónoma de Buenos Aires, como los construimos en el país”, aseguró. Y agregó: “Si no me toca a mí, si no le toca a alguno cercanos a nosotros, le va a a tocar a algunos de los cientos de miles de jóvenes, que quieren patria”.

Destacó el logro de que la “cúpula sea transparente, que tenga los colores de la bandera argentina, y cada vez que nos visite el mandatario de algún país, los colores de su bandera”, como muestra de bienvenida. Resaltó que “la economía floreciente trae la cultura floreciente”. “Gracias a que hemos podido construir sólidos cimientos económicos en este país, hoy también tenemos sólidos cimientos en la cultura, como este Centro Cultural Kirchner”, afirmó.

Cristina Fernández estuvo acompañada durante el acto por los ministros de Planificación, Julio de Vido y de Cultura, Teresa Parodi, funcionarios del gobierno nacional, gobernadores y personalidades de la cultura nacional.

El proyecto

En 2006 el expresidente Néstor Kirchner resolvió convertir este edificio abandonado y con gran parte de sus áreas en desuso en un centro cultural de excelencia, con sentido federal e inclusivo, en el que puedan expresarse todas las manifestaciones artísticas y estén al alcance de todos. En 2012 el Congreso de la Nación decidió que se denomine Centro Cultrual Kirchner, llevando así el nombre de quien lo impulsó.

Esta apertura, que concreta la Presidenta de la Nación, se realiza luego del lanzamiento de la obra en el año 2010, en la que se efectuó la restauración edilicia del Palacio, dejando en marcha la obra para todo el resto de los metros cuadrados que ocupa el predio.

En esta primera etapa de apertura del Centro Cultural Kirchner se podrá acceder a los atractivos principales del área nueva, como la sala de conciertos de La Ballena, con capacidad para 1750 personas; a La Cúpula, desde donde se puede ver toda la ciudad, el espacio La Gran Lámpara, una estructura vidriada colgante sostenida desde un entramado de vigas Vierendeel. Además, se podrá recorrer la Plaza Seca, debajo de la Ballena Azul, desde donde se puede ver el resto del espacio.

Para albergar la heterogénea y amplísima programación artística que ya está pensada para el Centro Cultural Kirchner, se cuenta con una sala de música de cámara denominada Sala Argentina para 540 espectadores ubicada en el subsuelo.

A lo largo de los próximos meses se irán concluyendo las distintas obras -de conservación, restauración y puesta en valor- que permitirán disfrutar en su totalidad al antiguo Palacio de Correos, ahora convertido en un espacio artístico y educativo.

La obra

Los trabajos de restauración y puesta en valor incluyeron las cuatro fachadas del edificio y una parte interna cuyo frente da a calle Sarmiento; estas obras comenzaron en 2009 y abarcaron los amplios salones ceremoniales como el Salón de Honor –en el 2º piso- y la Sala Eva Perón –en el 4º-; la puesta en valor de la luminaria antigua, recuperación de teselas francesas, herrería y carpintería en general.

Para llevar a cabo esta nueva infraestructura se demolió el interior de una parte del edificio en la zona delimitada por las calles Alem, Corrientes y Bouchard, preservando siempre la fachada exterior del edificio. Entre otras cosas, fue necesario excavar hasta un 3º subsuelo para fundar los cimientos y erigir una gran jaula de hierro que sostiene la fachada interior.

La Cúpula resultó de la recuperación de un espacio residual que mantuvo su estructura en la que fueron reemplazadas las pizarras (tejas) por un vidrio facetado que junto a un sistema lumínico computarizado (de luces de led) se convierte en un atractivo para la ciudad. Este lugar de usos múltiples cuenta con mobiliario móvil, un escenario levadizo con luces escénicas, bancos laterales de pinotea y un exclusivo sistema de refrigeración.

La obra, que fue proyectada por los arquitectos Enrique Bares, Federico Bares, Nicolás Bares, Daniel Becker, Claudio Ferrari y Florencia Schnack, se constituirá en el Centro Cultural más grande de Latinoamérica, con la envergadura de los edificios culturales más importantes del mundo, tales como L’ Auditori, de Barcelona; el Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía, de Madrid; el Tate Modern de Londres; y el Centro Nacional de Arte y Cultura Georges Pompidou, de París.

Ninguna de las intervenciones realizadas -ni tampoco las nuevas incorporaciones arquitectónicas del conjunto- dañarán el estilo neoclásico de esta joya arquitectónica proyectada por el francés Norbert Maillart, que comenzó a construirse en 1889 pero que recién se inauguró septiembre de 1928.

Agenda de visitas

De acuerdo a la información suministrada por Cultura,a partir del 22 de mayo, el Centro Cultural Kirchner estará abierto a los visitantes. El viernes 22, sábado 23 y domingo 24 mayo, en el horario de 14 a 18. Del martes 26 al domingo 31 de mayo, permanecerá abierto de 14 a 20. Y a partir de junio, en el horario de 14 a 20 los días jueves, y de 14 a 24 de viernes a domingos.

Las visitas guiadas se realizarán esos mismos días de 14 a 17.30, cada treinta minutos. Las entradas para este recorrido se deben retirar por el mostrador de informes, ubicado en la planta baja.

Los días miércoles y jueves de 14 a 20, el Centro Cultural Kirchner abrirá la planta baja para atención a visitantes, retiro de folletería, programación y consultas.

El único día que el Centro Cultural Kirchner permanecerá cerrado será el lunes 25 de mayo por el feriado nacional. El martes 26 inaugura, de 14 a 20, la muestra de la artista francesa Sophie Calle. La misma permanecerá abierta al público hasta el 23 de agosto.

El resto de los días de mayo, el Centro Cultural Kirchner mantendrá sus puertas abiertas para las visitas guiadas y para las exposiciones permanentes de las salas Néstor Kirchner y Eva Perón, y el homenaje a la escultora Alicia Penalba.

Para más información, los interesados pueden consultar el sitio oficial, www.culturalkirchner.gob.ar, o telefónicamente todos los días, de 10 a 24, al 0800 333 9300.

El Centro Cultural Kirchner está ubicado en Sarmiento 151, CABA.

Fuente: Casa Rosada
Publicar un comentario