Seguidores

24 de junio de 2012

UN FANTASMA RECORRE LATINOAMERICA, EL FANTASMA DEL GOLPISMO



“Recuerden que la historia nunca se repite exactamente igual. Lo que primero es una tragedia, vuelve a la realidad como parodia… Si alguna vez llegase a haber otro golpe, el pueblo quedará tan derrotado que la vuelta constitucional servirá solamente para garantizar con el voto popular los intereses del imperialismo y de sus cipayos nativos”.


Juan Domingo Perón, 12 de junio de 1974




Por Maximiliano Pedranzini*

Para EL EMILIO



Nuevamente respiramos un clima de golpismo en la América Latina de siglo XXI que al parecer deparará una época de convulsiones y agitaciones para los gobiernos populares de la región. Parafraseando a Karl Marx y Friedrich Engels en la introducción del Manifiesto Comunista, un viejo fantasma vuelve a asechar nuestro continente, el fantasma del golpismo. Y ahora le tocó el turno a la hermana Republica de Paraguay y al presidente Fernando Lugo. Los intentos desestabilizadores por parte de la oposición -que hasta rayaron su vida privada para desacreditarlo con la vileza que los identifica-, han logrado decantar en este golpe de Estado disfrazado de “Juicio Político” teniendo como plataforma el Senado, el reducto más conservador que caracterizan a las republicas liberales. Y como pasa en todas las naciones latinoamericanas sin excepción alguna, el poder legislativo se presenta como el arma infalible de los sectores de poder, y se ha convertido en la punta de lanza para derrocar a Lugo. Sin eufemismos y sin retórica alguna, llamemos las cosas por su nombre: Quieren desestabilizar los gobiernos populares latinoamericanos, quieren producir una vez más golpes de Estado en Nuestra América.

En el 2004 fue en Venezuela contra Hugo Chávez articulado de los medios de comunicación y la oposición política servil a estos, en el 2008 en Bolivia contra Evo Morales acompañado de un intento de secesionismo encabezado por Santa Cruz de la Sierra y las regiones de la “Media Luna fértil”, mismo intento en Venezuela ese año con el Estado petrolero de Zulia, todos impulsados claro está desde la Casa Blanca. En la Argentina un lockout de los sectores patronales del agro en el 2008 amenazaron a la presidenta Cristina Fernández de Kirchner con un total desabastecimiento de alimentos lo que se convirtió en síntoma de un intento destitúyete forzado por las cuatro entidades agrarias, apoyadas por el arco político y mediático opositor al gobierno y, durmiendo con el enemigo, el vicepresidente Julio Cobos como mascarón de proa de este intento protogolpita ¿No pasa algo parecido con el vicepresidente Federico Franco en Paraguay? El golpe de Estado en Honduras en el 2009 que lo sacó al presidente Manuel Zelaya en camisón de su casa e irónicamente encuentra otro parecido con lo que aconteció en Paraguay: los mecanismos judiciales emitidos por la Corte Suprema de Justicia hondureña para hacer efectivo el golpe y legitimar en el cargo al golpista Roberto Micheletti. La lista continúa en Ecuador, con el intento de golpe de Estado en el 2010 orquestado de manera “atípica” por las fuerzas de policiales acompañadas por un sequito de la Fuerza Aérea en contra de la “Ley de Servicio Público” que era el argumento de este golpe contra el presidente Rafael Correa.

La historia parece repetirse de nuevo, pero ahora como farsa. Y la lista negra parece sumar una nación más de nuestro querido continente: Paraguay. Esta vez el golpe de Estado se disfrazó con el vocablo de “Juicio Político” con la infame justificación de encontrarlo “culpable de mal desempeño en sus funciones”. Esto apoyado por todos los partidos opositores bajo la directriz del golpista del Partido Colorado, quien fue el caparazón del personaje más siniestro que haya conocido la historia paraguaya del último siglo: El dictador y asesino Alfredo Stroessner. Una dictadura que duró 35 años, la más larga y sangrienta que conocería la región y que padeció en carne propia el pueblo paraguayo; perpetuada por los colorados hasta la llegada de Lugo al gobierno el 15 de agosto de 2008, que rompería con la hegemonía coloradista.

Ergo, los golpes de Estado no tienen el mismo carácter ni la misma estructura que tenían en el siglo XX, donde el instrumento por antonomasia eran las fuerzas armadas y el accionar fue el exterminio sistemático a través del terrorismo de Estado que descansaban bajo las alas del Plan Cóndor. Mutan en múltiples formas y con características diferentes, camuflándose bajo el paraguas de lo constitucional como expresión de ciudadanía. Espurio uso por parte de los interlocutores políticos de la oligarquía paraguaya. Y este es en efecto, uno de ellos. Un golpe de carácter parlamentario que se cristalizó en la destitución ilegítima de un mandatario elegido por el voto popular. El contexto actual es distinto, por lo tanto la mecánica y los métodos golpistas serán de otra manera, se esconderán detrás las mascaras que provee el cotillón festivo de la institucionalidad, la justicia o lo que es peor aún: La democracia. Falacia de aquellos que mancillan el mandato legítimo de los pueblos que eligen a sus representantes. En este momento donde la metamorfosis golpista y proimperialista se presenta como la hidra -con miles de cabezas-, el pueblo movilizado en las calles y los países hermanos que integran la UNASUR y la CELAC condenen este golpe de Estado que viola lo más importante que este momento histórico nos convoca: La defensa genuina de la democracia.

(*) Ensayista. Integrante del Centro Cultural Enrique Santos Discépolo de Misiones y militante del Movimiento Universitario Evita.


"ES TRISTE LO QUE OCURRIÓ"

ENTREVISTA AL CANCILLER HECTOR TIMERMAN


Aunque no quiso adelantarse a la decisión de los presidentes que se reunirán el jueves en Mendoza, la forma que el canciller argentino utilizó para definir la destitución de Lugo anticipa qué harán el Mercosur y la Unasur.


*Por Martín Granovsky

Desde Asunción


En diálogo telefónico, el canciller Héctor Timerman aceptó relatar desde Buenos Aires las gestiones de los ministros de Relaciones Exteriores de la Unión Suramericana de Naciones, el viernes último, para que no se produjera lo que denominó “una ejecución sumaria”.

–¿Cuál es la caracterización argentina sobre el cambio de presidente en Paraguay?

–El gobierno argentino considera que estamos frente a una ruptura del orden democrático.

–¿Por qué ruptura, si la destitución de Fernando Lugo se basó en el juicio político?

–Es que en Paraguay se utilizó un mecanismo contemplado en la Constitución, pero fue aplicado de tal forma que viola no sólo el espíritu de esa Constitución sino toda práctica constitucional del mundo democrático.

–¿Cuál sería la violación?

–Practicar una ejecución sumaria. Darle dos horas de defensa a un presidente democráticamente electo es un tiempo menor al que tiene quien pasó un semáforo en rojo. Es triste lo que ocurrió en Paraguay. Es triste haber visto a Lugo el viernes a la tarde solo, en su despacho de la casa de gobierno, sin papeles sobre el escritorio, viendo por televisión cómo el Congreso lo destituía.

–¿Los cancilleres de Unasur estaban allí con él en ese momento?


–Sí. Después de haber hecho todo lo posible para buscar alternativas. Pero en ningún caso encontramos el más mínimo interés en la oposición de dialogar con nosotros y buscar una opción a la ejecución sumaria de un presidente. Y eso que les dijimos claramente que estábamos allí para respetar, al mismo tiempo, la soberanía de Paraguay y los documentos internacionales que todos firmamos.

–¿Los textos de Unasur y de Mercosur?

–Ambos. Y quiero aclarar algo que les dijimos a los dirigentes de la oposición a Lugo. No sólo Paraguay estaba obligado a cumplir con los acuerdos firmados. También cada uno de los otros países. Nosotros también estamos obligados a cumplir con los acuerdos. Debemos aplicarnos las cláusulas incluso a nosotros mismos.

–¿En algún momento los cancilleres de Unasur vieron una chance de arreglo?

–Cuando llegamos y hablamos con Lugo por primera vez él nos dijo que aún tenía alguna esperanza. Pero después fuimos topándonos con la realidad. Primero nos reunimos con los dirigentes del Partido Colorado. Nos dijeron que el gobierno era inviable y se tenía que ir. Y que había que hacerlo rápido porque supuestamente Lugo había llamado a elementos subversivos y violentos. También nos reunimos con el líder del Partido Liberal Radical Auténtico en el Congreso. Recuerdo una de las respuestas de un dirigente opositor: “Lo mejor que pueden hacer los cancilleres de Unasur es irse”.

–¿Cuál fue la respuesta?

–Esta: “Señor, son las 11 de la mañana. A las 12 empieza el juicio. ¿Hay algo que ustedes puedan decirme para ayudarlos a que esta situación no llegue a mayores?” Me dijeron: “No. La Constitución manda formas de hacer el juicio, no tiempos”. Les contesté: “Están hablando de un jefe de Estado que asumió con la representación popular. Por otra parte, no veo a nadie en la calle, y menos con ánimo violento”. Un rato después insistí.

–¿Con qué argumento?

–Ya eran las 11 y media de la mañana. “Sigamos hablando. Díganme cualquier idea que tengan.” Otros cancilleres les decían que el Congreso estaba inventando un reglamento. Nos repusieron que no había que probar los hechos porque eran de público y notorio conocimiento. Y lo repetían a cada momento: público y notorio. A las 12 menos cuarto faltaban 15 minutos para el comienzo del juicio. Les dije: “Señores, se vienen épocas muy duras para el Paraguay porque nosotros vamos a tener que aplicar la cláusula democrática”. No pareció conmoverlos nada. Nos fuimos otra vez a hablar con Lugo. Allí, entre los cancilleres, se decidió que fuéramos con Antonio Patriota, de Brasil, a conversar con Federico Franco.

–Todavía era el vice.
–Sí. Le dije: “Mire, no queda mucho tiempo. ¿Usted cree que es justo lo que están haciendo? ¿Piensa que el mundo va a reconocer la destitución de esta manera como un procedimiento correcto”. Recuerdo su contestación: “En Paraguay un vicepresidente tiene tres tareas: presenciar la reunión de gabinete, actuar como nexo con el Congreso y asumir en caso de enfermedad, muerte y destitución del presidente. Voy a cumplir con la Constitución paraguaya”. Le pregunté si dos horas para preparar una defensa le parecía un tiempo suficiente. Me dijo: “Solo Dios sabe el tiempo que le di”. Le pedí que nos acompañara a los cancilleres al Congreso y que dijera delante nuestro que su compañero de fórmula no había tenido tiempo de preparar la defensa y que, por lo tanto, él no asumiría la presidencia en caso de destitución. “Es que es mi obligación asumir”, dijo Franco. Uno de los acólitos suyos comentó entonces que Fernando Collor de Mello tuvo licencia por seis meses. Le pregunté si en caso de que pudiéramos convencer a Lugo de pedir licencia, le darían seis meses para preparar su defensa. Fue ahí que me dijo una frase que ya habíamos escuchado de otros dirigentes: “Este gobierno es inviable. Aquí comienza la violencia mañana”. Le dijimos que había poca gente en la calle y que no habría quien quisiera generar violencia. “No, ya es tarde”, repetía Franco. Patriota ofreció pedirle a Lugo un llamamiento contra la violencia. Yo le dije: “Le voy a decir la verdad de lo que va a ocurrir. Paraguay sufrirá y quedará aislado y usted deberá gobernar en condiciones difíciles”.

–Por lo visto, Franco estaba muy decidido.

–Me contestó: “Soy médico y estoy acostumbrado a tomar decisiones”. Le repliqué que los médicos juran hacer el menor daño posible a los pacientes y que él le estaba por hacer el mayor daño posible al Paraguay y a la democracia. También le dijimos que Paraguay se convertiría en un caso Honduras Dos. Contestó: “¡Pero ahí sacaron a un presidente en pijama!”. Le pedimos que no se confundiera, que la cuestión no era cómo está vestido un presidente cuando es destituido irregularmente sino la irregularidad de la destitución. Ya con un clima caldeado nos fuimos, con Patriota, diciéndole por último que Paraguay estaba por concretar un golpe.

–¿A dónde fueron?

–A ver otra vez a Lugo en la casa de gobierno. Cuando llegamos no sólo no había violencia. Había menos gente en la calle. Los cancilleres de Unasur y el secretario Alí Rodríguez nos quedamos hablando con Lugo, para no dejarlo solo. Vimos la votación por televisión y cuando terminó la destitución le dijimos: “Presidente, nos vamos porque no queremos estar cuando asuma Franco. La Argentina ofrece asilo a cualquiera que lo solicite”. Lugo anunció que se quedaría en Paraguay y que no llamaría a un levantamiento porque quería evitar muertos. Le dije que Juan Perón hizo lo mismo en 1955 y que siempre se puede volver si no hay muertos. Media hora antes del fin de la destitución aparecieron en el palacio de gobierno militares que hasta ese momento no estaban. Lugo pensó que se trataba de una forma de presión y nos contó que retomaría el trabajo en las bases y recorrería el país. Alí Rodríguez le dijo: “La retirada es el primer paso de la ofensiva”. Yo le comenté: “Evidentemente, usted es el presidente que nunca debió haber sido, porque va en contra de la tradición de Paraguay”. Nos pidió que no abandonáramos al pueblo paraguayo y que los ayudáramos a defender los derechos humanos y las libertades cívicas. A las seis de la tarde nos abrazamos y nos fuimos. Había poca gente en la calle.

–¿El Mercosur castigará al gobierno paraguayo?

–El Mercosur aplicará los tratados que firmamos. Y Unasur también.

–¿Está prevista la incorporación de Venezuela como miembro pleno?
–La Argentina, Brasil y Uruguay están interesados en el ingreso de Venezuela, como se sabe, pero no creo que una situación amerite la otra.


Fuente: Página 12

DE LA TRIPLE ALIANZA AL UNASUR


Por Gabriel Fernández *

Hagámonos cargo. Lo habrán escuchado varias veces, pero nunca es suficiente. La debilidad estructural del Paraguay es , más de un siglo después, herencia persistente de la invasión de la Triple Alianza ordenada por Gran Bretaña y plasmada por la Argentina mitrista, Brasil y el Uruguay.

Esa debilidad, machacada durante décadas por la dictadura de Alfredo Stroessner, ha derivado en un Estado tenue y penetrado por el peor liberalismo conservador autoritario y en una economía magra, en la cual los ejes son el latifundio, el comercio irregular, y algunos ingresos genuinos de la producción de materias primas y la energía hidroeléctrica.

Por eso el arribo de Fernando Lugo al gobierno sorprendió, quizás, más intensamente a los paraguayos que a los ciudadanos de los países vecinos, alentados a considerar razonable que la nación guaranítica se sumara a la oleada soberana continental.

Desde el origen mismo de la forja electoral que lo llevó a la presidencia, el ex sacerdote cometió numerosos errores que, sin embargo, merecen evaluarse a la luz de esa estrechez económico cultural que sacude impiadosamente a su país.

Vale la precisión, porque culpar al legítimo mandatario desplazado por haber dado pasos inducidos desde un entorno inhóspito, sería personalizar traspiés sin tomar en cuenta el panorama en su conjunto y, de paso, ignorar las responsabilidades históricas de los vecinos.

Pero los dislates existieron, claro. Don Arturo Jauretche ha señalado que “de nada sirve hacerles caras lindas”. Y en el afán de contener la variedad conservadora para llegar y perdurar, Lugo no avanzó sobre los dilemas estructurales; eso le hubiera potenciado y fortalecido.

Así, se le recrimina el diálogo con las organizaciones sociales (allí los opositores son tan “demócratas” como aquí), pero evitó adoptar medidas en beneficio de un campesinado agobiado y en detrimento de grandes propietarios ineficaces a la hora de construir riqueza nacional.

Así, se lo considera un izquierdista antimilitar, pero no pudo/quiso evolucionar hacia un disciplinamiento de las Fuerzas Armadas que las pusiera al servicio del Paraguay, e intentó dejar la solución de los inenarrables problemas originados por las fuerzas de seguridad a las franjas reaccionarias que controlan la cartera del Interior.

Es decir, entre otros puntos, Lugo ha padecido el rencor de la brutal oligarquía paraguaya sin disponer pasos enérgicos que limen su poderío ni otros que beneficien a su base esencial de sustentación. La ecuación abrió un vacío a sus pies, encarnado por la destitución senatorial.

La reasignación de tierras con orientación agroindustrial, el mejoramiento –inicialmente, por fuerza, asistencial- de los sectores más damnificados, la reestructuración castrense y policial y el establecimiento de una acción comunicacional adecuada, eran tareas imprescindibles para afirmar un poder político originalmente lánguido.

Seamos arbitrarios con las comparaciones para alcanzar un nivel parcial de ejemplificación: los gobiernos de Venezuela, Bolivia, Argentina, se fortalecieron a partir de acciones dinámicas en beneficio de los votantes más humildes aunque en muchos casos debieran hostigar zonas concentradas de las economías locales.

En lugar de debilitarse, se fortalecieron. Porque pretender avanzar a partir de concesiones, en lugar de generar un nuevo orden interno, favorece la permanencia acechante del antiguo régimen. Esto es: Lugo, en sus buenas intenciones y suaves acciones, se ha parecido más a Raúl Alfonsín que a sus compañeros de la vecindad en el presente.

La región ha recibido un cachetazo. Detrás del golpismo colorado están los Estados Unidos y aquellas franjas cuya riqueza se articula al devenir externo y la miseria interna. Es de lamentar que el poder del Unasur, vigoroso en otras situaciones, no haya podido hasta el momento contribuir a revertir la algarada de un puñado de legisladores corrompidos.

Cabe esperar que la reunión sureña de la semana que viene permita la adopción de medidas claras tendientes a restituir al legítimo presidente del Paraguay; existen herramientas diplomáticas, pero también comerciales, que pueden favorecer ese sendero.

Ahora bien: si el Unasur triunfa, más vale que el “nuevo” Lugo ponga las barbas en remojo y observe aquella nítida expresión de José Gervasio Artigas, oriental que supo habitar aquellos lares en el tramo final de su vida:

“La energía es el recurso de las almas grandes. No hay un sólo golpe de energía que no sea marcado con un laurel. ¡Qué gloria no habéis adquirido ostentando esa virtud! Orientales: visitad las cenizas de nuestros conciudadanos. ¡Que ellos, desde lo hondo de sus sepulcros, no nos amenacen con la vergüenza de una sangre que vertieron para hacerla servir a nuestra grandeza!”.

En la década reciente, las puertas del tiempo se han abierto. Empero, la presión para volver a cerrarlas es insistente. Ya vemos, en América latina, que los descuidos pueden ser letales. Y que mientras mejor, mejor.


*Director La Señal Medios

USURPACIÓN Y COLONIAJE …

*Por Santiago "Coco" Plaza





…son las palabras exactas que determinan el conflicto de Malvinas con el Reino Unido (aunque según los escoceses, no tan “unidos”).

A 180 años de la usurpación de las Islas Malvinas por la corona británica, un mandatario, en este caso una mandataria y estadista, se sienta a exponer por primera  vez ante el Comité Especial de Descolonización de las Naciones Unidas; dato no menor y particular a incorporar dentro del bagaje histórico que sigue acumulando la figura de nuestra presidenta Cristina Fernández. Este grande y puntual detalle histórico debemos incluirlo en el contexto del acontecer de los últimos 9 años en nuestro país y la región, donde la figura protagónica de Néstor Kirchner  selló el nuevo amanecer de los pueblos latinoamericanos; y continúa profundizándose en la figura de Cristina Fernández de Kirchner.

Por eso, hay que magnificar en justicia su presencia y acción en tamaño escenario mundial, el de las Naciones Unidas, que si bien no deja conforme el anhelo de arbitrio justo en muchos pueblos del mundo … tenemos que decir, como escuchamos habitualmente: es lo que tenemos. Sí, estamos hablando de la ONU, hasta no bien se recomponga en algún momento y se defina como un verdadero ente imparcial y símbolo de  verdadera equidad representativa hacia todas las naciones que la componen, quedará siempre flotando en el colectivo de los pueblos emergentes las injusticias e hipocresías de los poderosos que la componen y de lo que de allí se desprende. Ni que hablar del Consejo de Seguridad, que es el organismo encargado de mantener la paz y seguridad entre las naciones y actúa en la paradoja de toma de decisiones, con las “resoluciones” que emite a partir de los votos de potencias que más guerras desparraman por el planeta en pos de sus intereses. La ONU, una entidad creada por y para los poderosos y sus intereses; aquellos que ganan guerras y escriben la historia según sus pareceres.

Pero bien, vale decir de cualquier manera y por todo ésto, que Cristina Fernández reclamó en esta oportunidad, una reforma de los organismos multilaterales, para evitar el doble estándar que tienen países como Gran Bretaña, que con toda tranquilidad e impunidad pueden incumplir las resoluciones de la ONU por integrar el Comité de Seguridad.  

“No estoy acá por lo que sucedió hace 30 años, sino, porque dentro de unos meses van a hacer 180 años que fuimos usurpados.” Disparó Cristina en un momento de su alocución, refiriendo fundamentos también de argumentos de corte histórico y planteos de innegable geografía que propicia la territorialidad de soberanía patrimonial de Argentina con las Malvinas.

La Presidenta también reveló datos sobre negociaciones diplomáticas secretas durante el último gobierno del Gral. Perón. “Fue con la más estricta reserva a través de lo que se denomina un papel secreto, en el cual el embajador inglés, por indicaciones del Foreing Office, toma contacto para ver si podíamos arribar a un acuerdo y hacer una propuesta”, con lo que apuntó directo a uno de los argumentos de los isleños. Sí, Cristina salió al cruce de cada uno de los argumentos que esgrimieron los representantes kelpers en el salón y rechazó de plano la realización de un plebiscito entre los isleños, tal como señaló Cameron; y asumiendo un tono de ironía Cristina preguntó “¿Porqué no realizan una consulta popular en Irán o Afganistán?
Ante otra osadía de kelpers, fue el canciller Timerman quien les rechazó una propuesta a los isleños que pidieron de conformar una mesa de negociaciones; por lo que les respondió “La Argentina es un Estado soberano y sólo negocia con otros estados soberanos, como ser, Gran Bretaña”. La Presidenta de los argentinos por otra parte agradeció la solidaridad de África, América Latina y el Caribe que impulsaron en aquel día una nueva resolución por unanimidad en el Comité de Descolonización. El vicecanciller de Chile, Fernando Schmidt, presentó y leyó la propuesta avalada por una decena de países de la región y aprobada sin cuestionamientos por el resto de los miembros.

Por otro lado, el Reino Unido puede realizar el plebiscito que se les ocurra, pero deben saber, que a los efectos de justificación para retener el coloniaje en el territorio de las islas, una consulta popular carece de valor jurídico para la comunidad internacional; por lo que cualquier país se reserva el derecho de reconocer o no la usurpación británica. Por ejemplo, el Uruguay ya lo hizo y no reconocerá como válido lo que determine un plebiscito.

También vimos cómo el gobierno Británico ensayó una suerte de burla, o mojada de oreja, no solo a los argentinos, sino a la causa de la región latinoamericana, las Malvinas; la decisión del gobierno británico de enarbolar una bandera de las islas en la sede de la administración central inglesa al celebrarse los 30 años de la rendición de las tropas argentinas. Esta acción del gobierno inglés inspiró a nuestra Presidenta para cuestionar enérgicamente tal decisión burlesca y ante un nutrido auditorio cantarles las 40; por lo que lanzó: 

“Cuando veía hoy en el 10 de Downing Street la bandera que ellos llaman de Falkland sentí vergüenza ajena, porque las guerras no se festejan ¿Qué pensaría el pueblo alemán o la señora Angela Merkel si el 8 de mayo, fecha de la rendición incondicional alemana, ondeara la bandera alemana por debajo de la inglesa?”

(También los españoles tuvieron que “tragarse” la mofa chicanera de la bandera inglesa y la figura de la Reina proyectada sobre la pared del Peñón de Gibraltar el otro día, al celebrarse los 60 años que doña Isabel depositó sus posaderas en el trono Real).

La presidenta se despidió con otro reclamo de diálogo: “No estamos pidiendo que nos den la razón, apenas nada más y nada menos que se sienten en una mesa a dialogar.”



REPUDIAMOS LA REPRESIÓN EN LA COMUNIDAD MAPUCHE GELAY KO


*Por Observatorio Petrolero Sur

18/6/2012.- El viernes 15 de junio la Policía de Neuquén reprimió a miembros de la comunidad mapuche Gelay Ko, cercana a la ciudad de Zapala, que resistían la perforación de pozos para yacimientos no convencionales en su territorio.

El jueves 14 integrantes de la comunidad comenzaron un corte dentro de su territorio a equipos de perforación petrolero de la empresa norteamericana Apache. Al otro día, por la mañana, se hicieron presentes efectivos policiales que procedieron a desalojar a los comuneros con violencia física y verbal; sin considerar la presencia de niños, mayores y mujeres. La lonko (autoridad tradicional) Cristina Linkopan fue esposada y pateada en el piso, otra persona tendría una clavícula rota y otra presentaría graves lesiones; al momento de escribir este comunicado aguardaban ser revisados por médicos judiciales para constatar lo ocurrido. Además dos comuneros fueron detenidos y, si bien fueron liberados a las pocas horas, se los denunció por amenazas a la fuerza pública; hecho desmentido categóricamente por parte de los mismos.

El desalojo fue ordenado por el juez de instrucción de Zapala, Oscar Domínguez, a raíz de una denuncia presentada por Raúl Vila, representante de la empresa Apache. Según nos informan los comuneros, la policía reprimió directamente sin notificar la orden judicial ni dar lugar al retiro voluntario que se contemplaba en la misma.

El territorio comunitario se encuentra intervenido por la industria petrolera desde fines de la década de 1950. Durante los tiempos de la YPF estatal y la concesión a diferentes empresas privadas se ha priorizado la extracción de hidrocarburos por sobre los derechos colectivos de los habitantes. Actualmente la empresa busca enfrentar a la comunidad Gelay Ko con los habitantes de Zapala al divulgar que estas medidas amenazan la provisión de gas a la ciudad.

En el territorio de la comunidad, sin nunca mediar consulta o recibir beneficios, ha sido perforado el primer pozo de gas no convencional de Sudamérica, utilizándose el método de fractura hidráulica, una técnica cuestionada internacionalmente por sus graves consecuencias ambientales y sociales. Esta ha sido prohibida en Francia y Bulgaria, y se han dictado moratorias en diferentes regiones de Europa, Norteamérica, Sudáfrica y Nueva Zelanda.

Repudiamos enérgicamente la medida adoptada por el juez Domínguez y la subsiguiente represión policial en defensa de los intereses empresarios, que lejos está de ser una medida aislada. Nos solidarizamos con la lucha que mantiene la comunidad en defensa de su territorio y sus derechos colectivos. Reclamamos el sobreseimiento de los comuneros denunciados y el fin del hostigamiento y acoso que vive la comunidad. Exigimos el cumplimiento de la legislación nacional e internacional que garantiza los derechos de los Pueblos Indígenas.

Contacto: Cristina Linkopan, lonko de Gelay Ko: (02942) 15 575 035.

Grupo de Apoyo Jurídico por el Acceso a la Tierra (GAJAT), Observatorio Petrolero Sur (OPSur) e Instituto Latinoamericano de Seguridad y Democracia (ILSED).

20 DE JUNIO DE 1996: DESDE ESTE DÍA AL 26 DEL MISMO MES, MOVILIZACIONES POPULARES GENERADAS EN CUTRAL CO


*Por Prof. Daniel Chiarenza
Las puebladas en la Argentina pre-Kirchner

En pleno imperio del neoliberalismo, es decir del “menemato” –mediados de 1996-, la irrupción de luchas populares contra el “modelo”, que continuaba agravando la desocupación, la miseria y la desesperanza de las mayorías populares, tuvo un pico histórico de indignación con la rebelión de los pobladores de Cutral Co y Plaza Huincul, dos ciudades próximas enclavadas en el centro petrolero de la provincia de Neuquén. Unas 20 mil personas fueron actores sociales de las barricadas y cortes de ruta, en "piquetes" y en otras formas de defensa contra la exclusión. Los novísimos "piquetes" se constituyeron en una construcción protectiva contra la violencia del poder económico y político, y direccionaron el poder de hecho de la pueblada a través de legítimos delegados o representantes revocables, electos en las asambleas populares. Se transformaron en un poder paralelo al oficial, donde no hubo lugar en esos seis días para intendentes, concejales y demás autoridades propias del gobierno formal de una democracia mentirosa. Las autoridades provinciales de vieron obligadas a “parlamentar” con ellos, y que se les reconociera el derecho de controlar el cumplimiento de los tratos a los que se había arribado con el gobierno neuquino.

La pueblada de Cutral Co. Ejemplo de lucha contra las políticas neoliberales del menemato 

El proceso combativo tuvo honda repercusión nacional.
La "pueblada" de Cutral Co/Plaza Huincul obligó a que entraran en escena los bastante desentendidos sindicalistas. Superando momentáneamente la difícil situación generada por los despidos masivos y la hegemonía de las burocratizadas jerarquías gremiales, por lo general oficialistas, el 8 de agosto se llevó a cabo una jornada de huelga con movilizaciones a lo largo y ancho del país en las que, por primera vez en la presente etapa, jugó un papel relevante la clase obrera industrial de las grandes plantas fabriles de Buenos Aires, Rosario y Córdoba.

Piquetero que se defiende ante la impudicia del gobierno del riojano 


En la hasta entonces impensada situación, ante la omnipotencia del innombrable, se profundizaron las contradicciones entre el gobierno y lo que le quedaba de popular e intransigente al partido otrora de las grandes reivindicaciones sociales, e incluso se quebró el núcleo empresarial que sustentó a aquella particular “revolución productiva”, devenida en dependencia financiera internacional. Menem destituyó al ministro de Economía Domingo Cavallo, abriéndose así un período de crisis política, impensable hacia poco más de un año para el triunfante “Turco”.
La nueva huelga -ahora de 36 horas- cumplida los días 26 y 27 de septiembre de 1996 ratificó el protagonismo que aún seguía teniendo la clase obrera en la escena política nacional, liderando el repudio mayoritario a las políticas cipayas y neoliberales del gobierno. Comenzaron a generalizarse los piquetes de huelga; fueron a la huelga varias de las principales empresas del país, en algunos casos por encima de las poderosas cúpulas sindicales cooptadas por el oficialismo.

Teresa Rodríguez. víctima de un sistema injusto y de una represión indiscriminada que continúa impune


El "Cutralcazo" –como alguna vez el “Cordobazo”- y los paros del 8 de agosto y del 26 y 27 de septiembre significaron un punto de inflexión en el proceso abierto con el "Santiagueñazo". La situación, en su conjunto, experimentó un cambio cualitativo.

Dirigentes del Cutralcazo

Entre diciembre de 1996 y abril de 1997 se movilizaron los profesionales y empleados de la Salud, en defensa de la fuente de trabajo y la salud pública; los obreros de la Editorial Atlántida, que cortaron la ruta Panamericana en defensa de sus empleos y contra la flexibilización laboral; los jubilados, ocupando supermercados de firmas multinacionales como los Walmart y los Carrefour de distintas localidades; los docentes y estudiantes de todos los niveles educativos, que el 14 de abril de 1997 protagonizaron un masivo paro nacional.

Paro nacional de 1997

En 1997 la efervescencia popular en la Argentina, contra las políticas de hambre y entrega del patrimonio nacional -propias del ajuste liberal- experimentó un cambio cualitativo. En la primera mitad del año tuvieron lugar -aparte de numerosos movimientos de menor proyección nacional, pero de profunda significación provincial o regional- un segundo "Cutralcazo" en Neuquén, y masivas "puebladas" en el norte del país, como las de Tartagal/General Mosconi (Salta) y Libertador General San Martín (Jujuy).

19 DE JUNIO DE 1948: SE CREABA LA FUNDACIÓN EVA PERÒN

*Por Diego Carbone

La Fundación Eva Perón fue creada por Eva Duarte, primera dama de la Argentina, durante el primer gobierno de su esposo, Juan Domingo Perón. Funcionó desde 1948 hasta el golpe de estado en 1955, si bien su actividad disminuyó a partir de 1952, año del fallecimiento de su fundadora. Inicialmente se llamó "Fundación María Eva Duarte de Perón" y en 1950 pasó a ser la "Fundación Eva Perón".
La Fundación distribuía libros, alimentos, ropa, máquinas de coser, y juguetes para familias carenciadas del país. Su obra fue excepcional para la época. Se encargó de construir grandes complejos hospitalarios, casas de ancianos, casas para madres solteras, para jóvenes que llegaban desde todo el territorio argentino a la capital para continuar sus estudios. La Fundación brindó asistencia también a otros países, entre otros, a Croacia, Egipto, España, Francia, Israel, Uruguay, Paraguay, Bolivia, Honduras, Japón y Chile.

Fondos de la Fundación Eva Perón:

Año        Presupuesto

1948      $ 49.580.953
1949      $ 135.086.581
1950      $ 326.172.038
1951      $ 854.561.320
1952      $ 617.731.147

Los fondos de la Fundación provenían de aportes voluntarios y obligatorios estos últimos impuestos por leyes nacionales sobre los jornales de los obreros argentinos dos veces al año, así como donaciones de empresas privadas Más allá de la importancia social de la fundación, se le han hecho importantes críticas que la definen como un brazo del peronismo, El haber arrancado la beneficencia a las familias pudientes de cada ciudad del país, y a la éjida eclesial, tuvo un costo físico sobre la vida de su fundadora.

Era costumbre que la Sociedad de Beneficencia de Buenos Aires, que había sido fundada por Bernardino Rivadavia, designara presidenta honoraria a la primera dama. Cuando Eva Perón se entrevistó con sus directivos adujeron como excusa para no darle el cargo que por su edad carecía de la experiencia necesaria y también rehusaron la propuesta de Eva Perón que en tal caso se designara a su madre. El gobierno dispuso el 6 de setiembre de 1946 la clausura y disolución de la sociedad de beneficiencia, en la que muchos "metian mano", de los fondos que eran para ayudar al Pueblo en su propio beneficion, que recién pudo reanudar su actividad una vez derrocado el gobierno peronista.

En tanto las sociedades de beneficencia tradicionales se limitaban en general a subvencionar instituciones de ayuda, la Fundación construyó establecimientos de diversa índole, incluyendo policlínicos en el Gran Buenos Aires y los edificios para unas mil escuelas en la Provincia de Buenos Aires.

La Fundación Eva Perón tuvo su sede en la Avenida Paseo Colón 850 de la Ciudad de Buenos Aires, donde luego se emplazaría la Facultad de Ingeniería de la Universidad de Buenos Aires.

La Fundación, dedicaba la totalidad de su obra, a los más carenciados, a los humildes. Inició su trabajo en 1948. Motorizó la obra pública de carácter social. Evita atendía durante horas a gente que llegaba de todo el país con pedidos. Sus logros fundamentales fueron:

* 13.402 mujeres consiguieron empleo gracias a la Fundación, entre 1948 y 1950.

* 8.726 chicos fueron internados para su cuidado en colegios o instituciones de la Fundación entre 1948 y 1950.

* 25.320 vacantes tenían los 19 Hogares Escuela, entre los ya construidos y en construcción por la Fundación, en julio de 1952; distribuidos en 16 provincias. Los niños ingresaban como internos, por razones de extrema pobreza, o distancia, o externos. En los dos casos concurrían a la escuela estatal en un turno y en el otro turno, recibían apoyo escolar en el Hogar.

*22.650 camas tenían los 21 hospitales y policlínicos construidos por la Fundación en 11 provincias.

*17.150 camas del total estaban distribuidas en los hospitales y policlínicos construidos en el Gran Buenos Aires.

*2.350 ancianos fueron internados en los hogares para ancianos que construyó la Fundación. El 17 de octubre de 1949 se inauguró el primero de ellos en Burzaco y, hasta 1950, se abrieron otros cuatro. Allí eran alimentados y atendidos por enfermeras y monjas.

*1.500 cubiertos era la capacidad del comedor del Hogar de la Empleada. Tenía precios bajos y estaba abierto al público. Evita solía cenar allí y hacía pagar a uno de sus empleados por vez. Además, lo elegía para ir con visitantes extranjeros. Se realizaban veladas literarias, bautizadas Peña Eva Perón.
500 mujeres podían encontrar alojamiento en el Hogar de la Empleada, en un edificio que construyó la Fundación en Avenida de Mayo 869. De los once pisos, nueve eran dormitorios. El Hogar estaba dirigido a todas aquellas mujeres que recibían un sueldo menor a $ 500, que no poseían vivienda ni familiares directos en la ciudad de Buenos Aires.

*60.180 personas fueron atendidas al año de haberse habilitado el primer "Hogar de Tránsito". Se construyeron tres, con un total de 1.150 camas. El objetivo era remediar la escasez de vivienda, dando un amparo momentáneo.

*20 países recibieron ayuda de la Fundación en 1950. Se les enviaban víveres, medicina y ropa.

*20.148 familias sin trabajo en la ciudad, fueron reinsertadas en sus provincias de origen con trabajo y vivienda entre 1948 y 1950.

*11.000 empleados tuvo la Fundación Eva Perón hasta 1955 entre todas las instituciones que abarcaba.

*7.000 autos constituían la flota de todas las instituciones que conformaban la Fundación.

*$ 70.000.000: presupuesto otorgado por la Fundación a la "Ciudad Universitaria de Córdoba", en construcción en el momento de la muerte de Evita. Estaba dispuesto que alojara a 400 alumnos argentinos y 150 extranjeros, distribuidos en 15 pabellones.

*45.324 personas recibieron trabajo o vivienda al año de haberse inaugurado el primer "Hogar de Tránsito", donde habían sido alojadas gratuitamente hasta cuando se resolvió su problema.

*1.500.000 sidras y unidades de pan dulce repartía todos los años la Fundación para las Fiestas.

*181 proveedurías fueron abiertas por la Fundación con el propósito de abastecer los artículos de 1ª necesidad para las familias en forma regular y a bajos precios.

*120.000 niños participaron del tercer certamen de los Campeonatos Infantiles "Evita" y los juveniles "Juan D. Perón", organizados desde 1949 en forma anual. Donde se realizaba un amplio control sanitario a nivel nacional, realizado por el Departamento médico de la Fundación Eva Perón a cada uno de los participantes.

*3.000.000 de libros, juguetes, máquinas de coser, bicicletas, y prendas de ropa distribuía anualmente la Fundación.

El golpe civico-militar de 1955, hizo desaparecer esta Fundación clave para las urgencias econmicas, de vivienda, educación, salud y trabajo del Pueblo.



UNO DE LOS GRANDES HECHOS, Y AYUDA SOCIAL, DEL GOBIERNO PERONISTA, CONDUCIDO Y CREADO POR LA SRA. EVA DUARTE DE PERON., 

EVITA....!!!! COMPAÑERA QUERIDA E INOLVIDABLE, PRESENTE...!!!