Seguidores

17 de octubre de 2010

A EMIR A. MÁRQUEZ




Emir A. Márquez

"Si ustedes lo permiten,
prefiero seguir viviendo.
Estar hablando, sostener
esta victoria, este puño; saludar, despedirme.
Sin jactancias puedo decir que la vida es lo mejor que conozco".
                              Francisco (Paco) Urondo

Aquí unas palabras sobre la vida y la lucha de Emir Amadeo Márquez, hombre de palabra y acción, que luchó hasta el final, hasta entregar su cuerpo. Tal vez uno de los mejores. Que siendo un brillante estudioso de los documentos de la religión católica nunca se dejó ganar por esa aureola de intelectualidad y cuando hubo que pasar a la acción, porque no había otra vía o forma de combatir a los enemigos del pueblo, tomó el camino de las obras y siempre con fundamentos y argumentos. En ese sentido, Emir nos deja un legado de vivir con coherencia, honestidad, nobleza, austeridad, firmeza, con disciplina, sin dobleces. Un tipo muy valiente.


Nace el 19 de julio de 1932 en Gral. Alvear, provincia de Buenos Aires. A los 11 años comienza sus estudios en el Seminario de Azul y los finaliza en el Seminario de La Plata, recibiéndose de sacerdote en 1955. En 1956 es nombrado Cura Teniente en la Iglesia Santa Ana de Tandil. Desde 1957 hasta 1959 se desempeña como Profesor de Griego y Latín en el Seminario de Azul. Durante el período 1959- 1962 es Secretario Privado del Obispo de Azul, Manuel Marengo. En ese tiempo compra el terreno donde hoy funciona la capilla Santiago Apóstol de Tandil.


Entre 1962 y 1966 es Cura Párroco de la Iglesia de Lamadrid, provincia de Buenos Aires, atendiendo especialmente las zonas rurales (Colina, Líbano, Pontau, Martinetas, Salliqueló, etc.). En pleno "Concilio Vaticano II" lleva a cabo reformas litúrgicas, quita de aranceles, sacramentos comunitarios. Y crea una comisión de laicos para la administración de la compra de un automóvil que dejaría como patrimonio de la Iglesia. Como en cada lugar en donde estuvo, siempre dio y dejó todo sin pedir ni llevarse nada a cambio.
Desarrolla la "Encíclica Mater et Magistra" en las homilías.


1966-1968 es Cura Párroco de la Iglesia Santa Ana de Tandil. Intenta vender los terrenos linderos a la iglesia y así conseguir fondos para el arreglo de la misma sin necesidad de pedirle plata a los vecinos, teniendo duras pugnas con el Obispo de Azul y sus Consultores, entre ellos Luis J. Actis. Emir decía "por qué pedirle plata a la gente cuando la Iglesia tiene demasiados bienes".


Con un grupo de vecinos participa de la comisión que propone edificar la Terminal de Micros junto a la Estación de Trenes sin éxito. Lee, analiza y desarrolla la "Encíclica Populorum Progressio" junto a los feligreses. Pionero en instaurar los cursos prematrimoniales.


En 1967 integra el "Movimiento de los Sacerdotes para el Tercer Mundo", siendo uno de los firmantes del "Manifiesto Fundacional".


Deja los hábitos en 1968.


Busca trabajo en las fábricas de la ciudad de Tandil pero éste le es negado.


En 1970 se casa con quien sería su compañera por más de cuarenta años, Marta Testa.


Viaja a la Capital Federal para trabajar en la fábrica de vidrios Petracca e Hijos. Allí co-mienza a militar gremialmente, ganándole la Comisión Interna de los Trabajadores del Vidrio a la lista del secretario General del Sindicato del Vidrio, Alfonso Millán; por lo cual es perseguido y echado de la empresa en 1974.
En 1972 nace su hijo Augusto.


Vuelve a Tandil y organiza, junto a Ricardo González, Almacenes de Santander Construcciones Metálicas.
Durante 1976 trabaja y dirige la obra de construcción del Jardín de Infantes 906 junto a padres, maestras y vecinos. En 1978 es desplazado del emprendimiento por el Ejército Argentino, quien termina inaugurando a través de CODACIT las instalaciones por él iniciadas.


1977-1980 integra la Comisión de Padres del Fútbol Infantil del Club Ferrocarril Sud.


En 1978 nace su hija Nefer.


Ese año, debido a que Santander suspendía a los trabajadores, se desempeña como periodista deportivo en el diario "El Eco de Tandil".


En el año 1983 pasa a trabajar en el sector Compras de Metalúrgica Tandil hasta 1992, año en que se jubila.
1983-1984 se desempeña como cofundador de la APDH Tandil (Asociación Permanente por los Derechos Humanos). Lucha por el esclarecimiento de los delitos cometidos por la dictadura. Se dedica con pasión a trabajar en una acción militante como fue recoger los testimonios de los sobrevivientes de aquella larga noche. 
Entre otras investigaciones se destaca su labor en el públicamente conocido "Caso Moreno" (abogado laboralista olavarriense asesinado).


1989-1990: Cofundador de FM Oasis.


1991: integra la Comisión de Padres de Patín del Club Unión y Progreso, bregando por una Federación Tandilense más justa y democrática, donde los clubes pequeños tu-vieran el mismo peso, voto y voz que los grandes. En 1991 comienza su incansable trabajo barrial en Villa Gaucho creando, junto al vecino Juan Carlos Zulaica, la Sociedad de Fomento Villa Gral. Sarmiento.


1993: fundador y alma mater del Centro de Jubilados y Pensionados "Luis Oscar Depau" de Villa Gaucho, desde donde se convierte en un reconocido dirigente de la Tercera Edad y hace de ese Centro de Jubilados una institución orgullo para quienes viven "del otro lado" de la Ruta Nacional 226.


Participó del Plan Nacional de Seguridad Alimentaria del Ministerio de Desarrollo Social de la Nación, Programa Pro Huerta (del INTA), Programa Nacional de Abuelos y Abuelas "Lee cuentos", Maratón Nacional de Lectura. La biblioteca instrumenta la "Valija viajera" para que otras instituciones del barrio participen de la lectura.


Emir desde la institución se ha interesado siempre por los problemas vecinales y de la comunidad en su conjunto: salud, transporte público de pasajeros, etc. Por la red cloacal y entubamiento de aguas pluviales. Peleaba por evitar las inundaciones en el Barrio Palermo, por el cordón cuneta, por la iluminación. Por la seguridad en la Ruta Nacional 226 frente a la ciudad, de hecho presentó un proyecto moderno y superador para la construcción de un puente subterráneo en la Ruta, un pasaje inclusivo que no dejara aislada a la población de los barrios trabajadores detrás de la imaginaria cortina. Bregó por el asfalto y el mejoramiento del estado de las calles de tierra, por el desmonte de enormes árboles que facilitaría el progreso de todos los sectores detrás de esos verdaderos montes de gran altura que constituyen un serio peligro para quienes viven frente a ellos.


1996: Creó la Federación Centro Sur de la Provincia de Buenos Aires de Jubilados y Pensionados donde periódicamente realizaba reuniones zonales con los jubilados.


Fiscalizó con recelo los servicios de los distintos prestadores médicos y laboratorios del PAMI (EQUISAL, CORES, etc.). En 1997 integró el Órgano de Consulta del PAMI, luego fue Consejero Auditor Federal, elegido por voto directo de los afiliados el 8 de diciembre de 2002. En condición de tal efectuó innumerables viajes a reuniones, congresos, etc. de los que participó activamente.


En 1998 fue Cofundador de la Confederación General de Jubilados y Pensionados a nivel Nacional llegando a presidirla.


1999: presentó distintos recursos de amparo ante el Poder Judicial para impedir una nueva intervención del PAMI por lo que recibe amenazas en reiteradas oportunidades.


Funda la Biblioteca Popular "Martín Fierro" dependiente del Centro de Jubilados y Pensionados "Luis Oscar Depau" de Villa Gaucho.


2005-2009: es electo Concejal Suplente por el Frente para la Victoria. Incursiona desde el barrio en la arena política con un firme propósito, la defensa irrestricta de los jubilados y pensionados, y mejorar las condiciones de vida de los vecinos.


Luchador sin claudicaciones en defensa de la tercera edad; como si fuera una paradoja, se fue de este mundo el mismo día que "Cacho" González, conductor de un espacio radial dedicado a los mayores y sus inquietudes del cual Emir participó como columnista, todos los sábados durante años, hasta que la máxima autoridad de la radio LU22 Radio Tandil decidió apartarlo, con el argumento de que Emir no acercaba publicidad al programa. Siempre incomodaron sus verdades.


Los jubilados y pensionados pierden a un líder que luchó para que los abuelos de Tandil tuvieran una mejor calidad de vida y fueron incontables las presentaciones cuando algún profesional médico o laboratorio intentaban cobrar plus a los afiliados del PAMI.


Desarticuló a fuerza de principios y tenacidad la creación de la UTE, gerenciadora creada a instancias de la actual autoridad municipal y defendió a rajatabla la contratación directa de médicos, laboratorios y efectores, ponderando el manejo limpio de los fondos del PAMI, sin necesidad de intermediarios.


Emir A. Márquez. Persistente, lúcido. Acompañando, conteniendo, brindándose. Se fue como vivió. Sin lujos ni honores, sin aplausos, sin circo. Pero sí rodeado del amor inagotable de su familia que cumplió cada uno de sus pedidos y deseos.


Emir A. Márquez. Un hombre íntegro. Constructor de un proyecto democrático, nacional y popular.
Te amamos.


Marta, Augusto y Nefer
testamarta@hotmail.com
Publicar un comentario