Seguidores

18 de enero de 2010

UN 19 DE ENERO SE INAUGURO LA RAMBLA " BRISTOL" DE MAR DEL PLATA !!!




*Por Diego Carbone


En momentos en que las playas de Mar del Plata y toda la ciudad esta pletorica de vacacionantes que mejor que recordar como empezó todo allá por el 1900. 

La ciudad era desde hacía varios años un centro turístico paquete, donde veraneaban las "familias de apellido" del país. Ya había un tren que acercaba a los turistas, existía el Bristol Hotel, inaugurado en 1888 para recibir a una sociedad refinada, que podría darse el lujo de perder mucho dinero en el casino cercano. El mundo parecía maravilloso, la "belle epoque" estaba en su apogeo, el progreso parecía no tener fin. Lo único que le faltaba a Mar del Plata era un paseo a la altura de las circunstancias. 

Durante un tiempo se habían levantado construcciones de madera, destruidas primero por un temporal y más tarde por el fuego. Entonces los integrantes del Club Mar del Plata llevaron adelante la iniciativa de levantar una rambla como la que la ciudad se merecía. 

El Proyecto fue encargado a los mejores ingenieros de la época, con la colaboración de una empresa francesa. En menos de tres años la obra estuvo terminada. 

Del lado de la ciudad, la rambla se parecía a una galería de una calle de París. Una esplendida escalera de granito llevaba hasta la parte alta del paseo. Cada detalle de la construcción había sido elaborado con sentido artístico, desde las mayólicas hasta las cúpulas lujosamente decoradas y los vitrales que permitían el paso de la luz 

El día de la inauguración todo era una fiesta. Hasta se había organizado un vuelo desde la capital en cuatro aviones piloteados por Teodoro Fels, Catalbert, Lubbe y el teniente Origone. Lamentablemente una fuerte ráfaga de viento derribó el avión de Origone, que se convirtió en el primer muerto de la aviación argentina y esa noticia ensombreció la ceremonia de inauguración. La rambla sobrevivió hasta 1941, cuando se decidió derribarla para hacer una nueva construcción que permanece con pocas modificaciones hasta nuestros días. No faltaron las protestas, pero la "belle epoque" había terminado y muchos sueños también cayeron bajo la piqueta... El balneario de Mar del Plata, destinado a las clases ricas y poderosas se convirtió en el balneario más popular de la Argentina, donde acuden gente de todas las clases sociales, y donde proliferaron los hoteles sindicales dando a la Perla del Atlántico un marco multitudinario y bullicioso... El movimiento cultural y la cantidad de espectáculos que llenan los teatros de la ciudad, permiten que las familias Argentinas de todas las provincias puedan conocer en vivo y en directo y no en la pantalla de sus televisores a sus artistas favoritos... Mar del Plata es una fiesta popular...!!! 


Publicar un comentario