Seguidores

18 de enero de 2010

CARTA ABIERTA CORDOBA, SE PRONUNCIA EN DEFENSA DEL GOBIERNO POPULAR




La conjura de los desestabilizadores, empujada por el Grupo Clarín y articulada por políticos destituyentes, en esta nueva ofensiva contra el gobierno nacional, pone en evidencia la crisis ética donde repta.

El presidente del Banco Central destituido se presenta ante la sociedad como si hubiera accedido a la función por elección popular. De súbito, quien defendió  el pago de deuda con reservas disponibles en el 2006 y ahora curiosamente –sin ruborizarse- se opone, pretende imponer criterios de política económica, que sólo le corresponde a la Presidenta de la Nación, elegida por el pueblo. "Institucionalidad", mienten los saboteadores.

Conducta ética que se inspira en el caso patético de un  Vicepresidente que ejerce el gobierno y que es, a la vez, el candidato presidencial de la oposición, alentado por el partido centenario que lo echó de sus filas y ahora lo acoge como hombre providencial, por meros cálculos electorales. Los inmorales se retroalimentan.

La cohorte de defensores de Pérez Redrado, completan el cuadro de crisis moral de la oposición al gobierno popular. Rasgan sus vestiduras por la decisión de pagar la deuda que ellos generaron; hablan que lo hacen en defensa del salario, ellos que nos condujeran a la más grande exclusión social, los  creadores de los corralitos y los corralones, que nos obligó a ganar la calle en los jornadas históricas del 19 y 20 de diciembre de 2001, donde por la brutal represión, tuvimos como saldo más de 30 compatriotas muertos.

El verdadero motivo de la asonada mediática, como en anteriores intentonas, es la restauración conservadora. Lo que rechazan es un Estado activo al servicio de las mayorías, lo que pretenden es reducir el gasto público, eliminar las retenciones a las ganancias extraordinarias, retornar a la flexibilización del trabajo, insistir con las fórmulas privatistas y desregulatorias. Lo que se pretende es utilizar los recursos fiscales para el pago de la deuda, en detrimento de la inversión social y el fomento a la actividad productiva.

Es por eso que desde Carta Abierta Córdoba, convocamos a la defensa del proyecto nacional y popular en marcha, y nos comprometemos en la tarea de profundización de las medidas que lleva adelante el gobierno de Cristina Fernández de Kirchner.

La sobreactuación de Pérez Redrado en el intento de situarse por arriba de la función presidencial, nos hace conscientes de que la reforma de la Carta Orgánica del Banco Central  -como lo ha expresado el ex presidente Néstor Kirchner-  es una asignatura pendiente, como lo es también el funcionamiento del sistema financiero, vestigios del orden neoliberal. Ha llegado el momento de plantearse una profunda reforma fiscal, con equidad y sentido nacional. 

Carta Abierta Córdoba, enero de 2010

Publicar un comentario